Vitaminas Liposolubles

Yema de huevo y vitamina AEl grupo de las vitaminas liposolubles se encuentra generalmente asociado a los alimentos grasos: mantequilla, nata, aceites vegetales, yema de huevo, grasas así como a las hojas de hortalizas verdes.

Las vitaminas liposolubles tienen unas propiedades comunes:

  • Son más estables al calor que las vitaminas hidrosolubles y resisten mejor la acción y los tratamientos industriales. Al absorberse al mismo tiempo que los lípidos todo lo que interfiera en la absorción de las grasas tendrá como resultado una peor utilización de estas vitaminas.
  • Como no son solubles en agua, estas vitaminas no serán excretadas por la orina. Se mantendrán en reserva en el organismo, principalmente en el hígado, por lo que los síntomas de carencia tardaran mucho en manifestarse.
  • Debido a que se mantienen en reserva en el organismo, ingeridas en exceso, especialmente la vitamina A y la D, pueden ser tóxicas.
  • Actúan sobre: el crecimiento, la visión, los tejidos epiteliales, el desarrollo óseo, como antioxidantes y en la coagulación sanguínea.

VITAMINA A

Es estable al calor pero sensible a la oxidación (se altera al aire a temperaturas elevadas).

Se encuentra en la naturaleza bajo diferentes formas: retinol y dehidroretinol.

Los vegetales representan la única fuente de provitamina A disponible. Son unos pigmentos anaranjados denominados carotenoides que los animales transforman en vitamina A.

La vitamina A es imprescindible para el crecimiento, la visión y para mantener un buen estado de los tejidos epiteliales. Es una de las vitaminas más importantes para la vista y un déficit de vitamina A provoca la ceguera nocturna (pérdida de visión en la oscuridad) y puede llegar a la xeroftalmia (no secreción de lágrimas que puede acabar en ceguera total) y la queratinización de la piel y tejidos epiteliales (boca, garganta, nariz, vías respiratorias…). La vitamina A se necesita además para la conservación del esmalte dental, la salud de las encías, de las glándulas sexuales, útero, vejiga y vías urinarias.

La vitamina A se almacena en el hígado el cual se encarga de liberarla a la sangre en función de las necesidades.

FUENTES DE ALIMENTOS: Hígado, mantequilla, yema de huevo, margarinas enriquecidas, verduras amarillas o verdes.

VITAMINA D

La vitamina D existe bajo dos formas, calciferol (vit. D2) y colealciferol (vit. D3).

Están constituidas por una molécula del grupo alcohol. Es estable y resistente al calor y a la oxidación, así como a los ácidos y álcalis. Es sensible a la luz, especialmente las ondas UV. Es el precursor de muchas hormonas y del colesterol.

El precursor de la vitaminaD3 se encuentra almacenado bajo la piel y en la superficie. Cuando los rayos UV del sol llegan a la piel el precursor se transforma en vitamina D3 que será distribuida por todo el organismo. Por ello se exponen al sol a los niños y ancianos que poseen alto riesgo de carencia de esta vitamina.

Salmón La carencia de la vitamina D da un crecimiento en los niños más lento y un desarrollo anormal de los huesos (raquitismo). Los huesos se quedan blandos al no depositarse el calcio y fósforo debido a la falta de vitamina D. El déficit de esta vitamina en el adulto no es frecuente pero puede producirse durante el embarazo o la lactancia. En las personas mayores puede causar la osteo-malacia, enfermedad de los huesos que se vuelven frágiles y blandos (mala utilización del calcio y del fósforo, privación del sol, cambios hormonales).

FUENTES DE ALIMENTOS: El organismo la extrae por la acción del sol y está presente, en poca cantidad en algunos vegetales, yemas de huevo, mantequilla, pescado graso y en el hígado.

VITAMINA E

Existen 8 compuestos diferentes con actividad vitamínica E.

Sin embargo, la forma tocoferol es la más activa.

Es estable al calor pero muy sensible a la oxidación y a la luz UV. No se destruye con la temperatura de cocción pero puede producirse pérdidas durante la congelación. Durante los procesos tecnológicos, conservación y embalaje se puede perder gran cantidad de esta vitamina.

AceiteLa vitamina E actúa como antioxidante protegiendo los tejidos de la oxidación. También tiene propiedades anticoagulantes. Una carencia de esta vitamina parece estar relacionada con la esterilidad y durante el embarazo una imposibilidad de llevarlo a término con éxito.

Parece existir también una relación con los trastornos musculares en ausencia de esta vitamina.

FUENTES DE ALIMENTOS: Aceites vegetales, germen de trigo, margarinas, grasas, semillas enteras, hígado, frutas y ciertas verduras.

VITAMINA K

Se conocen dos formas naturales de vitamina K (K1 y K2). Se encuentra en las plantas y en los alimentos que han sufrido una fermentación bacteriana.

En grandes cantidades es tóxica. Es estable al calor, al aire y a la humedad, pero no a la luz.

Espinacas y vitamina KLa vitamina K es esencial en el mecanismo de la coagulación sanguínea.

FUENTES DE ALIMENTOS: Hortalizas verdes con hoja (espinacas, col, lechuga), yema de huevo, aceite de soja e hígado.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar